Guía Para Construir Una PC Ryzen AMD Nueva

Durante años AMD fue una opción que nadie consideraba en cuanto a computadoras. Si estabas buscando una computadora de escritorio para usar en casa o en la oficina, casi siempre te decidías por una con un procesador Intel. No te preocupada decidir entre una AMD e Intel; en cambio te preguntabas si una i5 era suficiente o si te podrías permitir gastar un poco más en una i7. Gracias a los procesadores AMD de Ryzen, apoyado en parte por la falta de innovación por parte de Intel, la cuota de mercado entre las dos compañías está más equilibrada.  La tercera generación de procesadores Ryzen está disponible desde el año pasado y, por esta razón, te vamos a mostrar cómo construir tu propia PC Ryzen de gama alta.

Gracias a la resurrección de AMD, la mayoría de los gamers de PC han estado pendientes de los procesadores de esta compañía. Como mínimo, tenemos que agradecer a este fabricante por despabilar a Intel y traer algo de competencia sana a este segmento de mercado. Los procesadores quad core fueron la norma durante muchos años y, ahora, incluso los procesadores regulares tienen seis núcleos con multihilos.

Ryzen

Por otro lado, hasta hace poco AMD no era capaz de ganarse completamente la confianza de los consumidores. La primera (2017) y segunda (2018) generación de procesadores Ryzen no había podido ganarle a Intel en rendimiento de procesadores de un solo núcleo. Los gamers notaron correctamente que los CPU Intel eran frecuentemente más rápidos cuando se trataba de su pasatiempo favorito. Además, AMD no tenía un buen sustituto para el mejor CPU de Intel, el Intel Core i9-9900K.

La Ryzen 300 fue un resurgimiento

AMD tomó en cuenta precisamente las desventajas antes mencionadas al momento de desarrollar su más reciente procesador, la serie 3000. Cuando se trata de aplicaciones de un solo núcleo, los nuevos procesadores Ryzen son tan rápidos -o más- que los que ofrece Intel. Las mejoras en arquitectura Zen2 y una velocidad de reloj mayor garantizan que cada nuevo procesador Ryzen AMD sea capaz de, como mínimo, igualar a su contraparte Intel. Por ejemplo, el Ryzen 5 3600 (USD 174,99) es más poderoso que el Intel Core i5-9600K (USD 238,88), y el Ryzen 7 3700X (USD 294,63) también tiene más poder que el Intel Core i7-9700K (USD 396). Además, los procesadores AMD consumen significativamente menos electricidad gracias al nuevo proceso de producción 7nm.

AMD incluso tiene la respuesta al Intel Core i9-9900K (USD 534,99): el Ryzen 9 3900X (USD 419,99) tiene un asombroso procesador de 12 núcleos con 24 hilos. Cada núcleo es más o menos tan poderoso como el Intel 9900K de 8 núcleos y 16 hilos. El resultado es un rango de precios parecido, pero aproximadamente cincuenta por ciento más poder de procesamiento.

Información importante para gamers 

Básicamente, la más reciente generación de procesadores AMD ofrece más poder por el mismo -o incluso menor- precio. Aunque Intel sigue teniendo dos ventajas. Primero, el rendimiento que ofrecen los Intel Core i7 e i9 son suficientes para la mayoría de los usuarios, el bono extra que ofrece AMD es importante sobre todo para tareas intensivas como editar videos.

En segundo lugar -y más importante-, mientras que el rendimiento de un solo núcleo entre AMD e Intel está por lo menos en el mismo nivel, los juegos ejecutados en un procesador Intel, en promedio, se las arreglan para producir una tasa de fotogramas más alta. Esto es especialmente importante al usar tarjetas gráficas de gama alta como la Nvidia GeForce RTX 2080 Ti. Combinado con una resolución Full-HD, el más reciente procesador Intel puede ofrecer una tasa de fotogramas 5% mejor. En el caso de una pantalla de 1440p o 4K, hay una tasa de fotogramas 3% mejor. Con una tarjeta gráfica de gama media como la RX 5700 XT la diferencia es menor, 3% y 1% respectivamente.

Estas diferencias son insignificantes en comparación con otros factores importantes donde los procesadores AMD son superiores. Por ejemplo el Ryzen 7 3700X tiene, en promedio, un rendimiento 34% mejor durante uso intensivo del CPU comparado con el Core i7-9700K. Combinado con un 25% de diferencia en consumo de energía y la diferencia de 13% en el precio (ambos a favor del Ryzen 7 3700X), es una decisión fácil para la mayoría de los gamers. Si te interesa algo más que simplemente jugar, Ryzen siempre es la mejor opción, pero si por el contrario solo te interesa jugar los títulos más recientes también deberías considerar los Intel Core i7-9700K e i9-9900K. Es mejor ignorar completamente el Intel Core i5: ya este procesador ha demostrado ser una limitante para la mayoría de los juegos modernos.s

Dejemos claro que AMD es el fabricante de procesadores del momento. Si planeas construir una PC Ryzen, los siguientes pasos te servirán.

Paso 1: Escoge un CPU

El competidor más grande de AMD viene del mismo AMD, ya que tienen un CPU que es tan poderoso que, en comparación, el resto de sus opciones son menos atractivas. Puedes comprar el Ryzen 5 3600 por apenas 175 dólares, pero tiene suficiente capacidad para ejecutar juegos nuevos y futuros, en contraste con el Core i5 que es más costoso. También es lo suficientemente poderoso para llevar a cabo trabajos creativos pesados como edición de fotos y videos.

Ryzen

Solo algunas tareas específicas requieren un CPU más poderoso. Los editores de video profesionales deberían invertir en el Ryzen 7 3700X o 9 3900X. Invertir en un procesador más rápido vale la pena porque te ahorras mucho tiempo. Usar procesadores más rápidos también es recomendable para streamers, usuarios de programas CAD/CAM y diseñadores gráficos.

Sin embargo, no hay nada que no puedas hacer con el Ryzen 5. El Ryzen 5 3600 puede ejecutar todo de manera fluida y lo seguirá haciendo en el futuro (cercano), y con una excelente relación calidad precio. Si tienes dinero extra, puedes considerar comprar un 3700X o un 3900X.

Paso 2: sistema de enfriamiento

Todos los procesadores Ryzen de tercera generación vienen, por defecto, con un sistema de enfriamiento, mientras que incluso los procesadores Intel más lujosos requieren que lo compres por separado. El disipador de Ryzen funciona bien, es silencio cuando la PC está inactiva y no es demasiado ruidoso cuando se ejecutan programas. La mayoría de los usuarios no tienen razones para comprar un disipador por separado.

Sin embargo, no son completamente silenciosos, y tener una computadora moderna completamente silenciosa es posible. Un mejor sistema de enfriamiento también ofrece una pequeña mejora en cuanto a rendimiento, incluso sin aumentar la frecuencia de reloj. En el caso de querer aumentar la frecuencia de reloj vas a tener que invertir en enfriamiento extra.

En nuestras pruebas destacaron seis disipadores. El Cooler Master Hyper 212 Black Edition (USD 39,67) es muy silencioso, mantiene el procesador más frío que la opción estándar y también se ve bien. El disipador de procesador más poderoso actualmente es el extremadamente silencioso Noctua NH-U12A aunque considerando el precio (USD 99,90) solo sugerimos comprar uno de estos junto con el Ryzen 7 o 9. Los disipadores NZXT Kraken (dependiendo de la carcasa de tu computadora el X52, X62 o X72) son los ganadores indiscutibles cuando se trata de refrigeración líquida. 

Paso 3: Memoria

Como en los sistemas Ryzen una parte de la comunicación con los núcleos depende de la velocidad de la memoria, es crucial tener la memoria más rápida posible. La mejor opción es la memoria de 3200MHz, especialmente porque es solo un poco más costosa que las básicas. Incluso vale la pena considerar el 3600MHz si lo encuentras a buen precio.

Si bien probamos los kits Corsair Vengeance LPX y Dominitor Platinum RGH Pro, y los kits G.Skill Trident Z y Flare X, actualmente la mayoría de los kits de memoria están bien adaptados a las tarjetas madre. Si tienes dudas, todos los fabricantes de tarjeta madre publican el QVL, una lista con los kits de memoria funcionales que han sido probados.

Paso 4: tarjeta gráfica

Un sistema AMD necesita una tarjeta gráfica para funcionar correctamente. No existe una respuesta simple sobre la mejor tarjeta gráfica: depende completamente de si planeas usar tu sistema para jugar y/o para aplicaciones creativas. Una buena opción que lo incluye todo es la Radeon RX 5700 para una resolución de 1080p. Para 1440p, podemos recomendar la GeForce RTX 2070 Super, muy buena tanto para jugar como para la Suite Adobe.

Considera comprar también una tarjeta gráfica externa (eGPU).

Paso 5: fuente de poder

Los procesadores Ryzen AMD usan relativamente poca energía -incluso el Ryzen 9 3900X no utiliza más de 100 watts con tareas pesadas- por lo que no es necesario una fuente de poder poderosa. El total de energía depende de la tarjeta gráfica que estés usando. Cuando se combina un procesador Ryzen 5, 7 o 9 con una GTX 1060, 1070 o 1080, GTX 1660 o 1660 Ti, RTX 2060 o 2070, RX 570, 580 o Vega 56, un suministro eléctrico de 550 watts sería más que suficiente. Por otro lado, si usas una GTX 1080 Ti, RTX 2080, RTX 2080 Ti o RX Vega 64 deberías considerar 650 watts.

Los ejemplos mencionados anteriormente deberían proporcionar suficiente capacidad extra para usar algunos SSD y discos duros, e incluso algunas luces en la carcasa de la computadora. Ten en cuenta que, al aumentar la frecuencia de reloj, el consumo de electricidad aumenta y deberás añadir 100 watts a tu fuente de alimentación. En cualquier caso, es más que suficiente con el Seasonic Focus Plus Gold y el Corsair RMx.

Paso 6: la carcasa de la computadora

El rendimiento de los procesadores Ryzen AMD depende de qué tan frío se mantenga el sistema. Ya que la velocidad del reloj del procesador sube hasta la temperatura actual. Una carcasa de computadora con buena ventilación puede hacer mucho para mejorar el rendimiento.

El mejor modelo básico es el  Cooler Master NR600 (USD 69,99) que antepone la funcionalidad al lujo. La parte frontal de la carcasa está bien ventilada y viene con todo tipo de funciones extra como una útil gestión de cables, cubierta para la fuente de alimentación para que se vea bien y espacio para múltiples SSDs y discos duros. También hay una versión con una bahía de disco óptica.

Por un precio un poco más elevado (USD 97), el Fractal Design Meshify C ofrece una versión más lujosa. Todas las ventajas del Cooler Master NR600 están presentes, pero tiene un diseño y acabado más atractivo. Si prefieres un diseño más modesto, el NZXT H510 (USD 69,99) es una opción excelente.

Si el precio no es importante, el NZXT H700 (USD 139,99) y el Phantek P600S (USD 159,99) son opciones fantásticas. Estas carcasas de gama alta tienen muchos ventiladores: el Phantek tiene tres y el NZXT tiene cuatro. Además, son más grandes que otras carcasas, por lo que tienes más espacio para otros componentes (como tarjetas madre eATX más grandes). El P600S es la opción de gama alta para los que necesiten un puerto USB-C.

Paso 7: almacenamiento

Los más recientes procesadores AMD son los primeros en admitir puertos PCl-express 4.0. Lo que significa que puedes comprar un SSD de cuarta generación, los cuales son mucho más rápidos y no funcionan en los sistemas Intel actuales. Sin embargo, actualmente la mayoría de los usuarios no necesitan usar estos veloces SSDs, tener un SSD de cuarta generación tiene pocas ventajas al momento de jugar o trabajar con aplicaciones creativas. Puede que esto cambie en el futuro.

El mejor SSD para uso regular y para jugar es uno que ofrezca muchos gigabytes por un buen precio. Tanto el Crucial MX500 (SATA, 2.5”) como el Intel 660P (m2.nvme) tienen una alta calidad y cuestan aproximadamente 100 dólares por terabyte.

Un modelo de alta gama nvme-SSD puede resultar útil para usar programas de edición de video. Actualmente el nvme-SSD más rápido disponible es el Samsung 970 EVO Plus. 

Paso 8: tarjeta madre

Si se utiliza un procesador AMD es muy recomendable usar una tarjeta madre X570 Socket AM4. Probamos diecinueve modelos diferentes, pero sigue siendo importante tener en cuenta tus necesidades y lo que quieres. Por ejemplo, es importante saber cuántos puertos SATA necesitas para tu disco duro y cuántos puertos USB necesitas en la parte posterior de tu sistema. Escogimos un par de excelentes tarjetas madre X570 con un precio competitivo, pero realmente no encontramos ninguna tarjeta madre 570 que resultará mala, por lo que siéntete libre de tomar tu propia decisión.

Un par de tarjetas madre X570 económicas son la Gigabyte Gaming X (USD 139,99) y la MSI X570-A (USD 139,99). Ambas son muy buenas para usuarios que no necesiten muchos ventiladores o puertos USB. La MSI tiene algunas opciones más, pero la Gigabyte tiene una fuente de alimentación mejor, lo que resulta útil cuando quieres combinar una Ryzen 9 3900X con la tarjeta madre más barata posible. 

Si tuviéramos que escoger, preferiríamos la Gigabyte X570 Aorus Elite (USD 201,99). Esta tarjeta madre ofrece una gran mejora en calidad, con una fuente de alimentación mejor, diez puertos USB y más que suficientes ventiladores. También incluye un moderno puerto USB 3.1.

Para la mayoría de los usuarios, gastar más en una tarjeta madre es un desperdicio. Aunque hay dos tipos de personas que deberían considerar las siguientes opciones. Gamers fanáticos que no tienen la limitante de un presupuesto reducido pueden escoger la ASUS ROG Crosshair VIII Hero (USD 359, 99). Esta tarjeta madre tiene todos los extras para hacer un aumento de frecuencia de reloj LN2, como una fuente de alimentación extrema y bucles para enfriamiento liquido. Por otro lado están los profesionales que necesitan velocidad y fiabilidad para su trabajo creativo. Con la MSI X570 Creation (USD 497,78) les iría bien. Tiene--- unos asombrosos catorce puertos USB, 10 GB-lan, tres ranuras m.2 e incluso una tarjeta para dos ranuras m.2 extras. Es la opción lógica para los usuarios que se ganan la vida con su PC.

Leave a Comment: